Fusta

Fusta

Se acerca San Valentín y este año, gracias a las influencias del Sr. Grey, muchos de los regalos que se harán dentro de menos de 48 horas serán ligeramente distintos a los habituales ramos de flores, joyas, peluches, perfumes o bombones para ellas y los regalos menos variados para ellos.

Y perdóname amig@ homosexual si enfoco este post a las parejas heterosexuales hombre-mujer, pero seamos realistas, esta celebración se inventó para ellas. Por eso mismo y porque como he dicho antes, los regalos para los hombres este día son 4 mal contados, hazme caso mujer y mata 2 pájaros de un tiro: regálale a tu hombre uno de los juguetes de Cristian Grey y cumplirás tus fantasías por el mismo precio.

Siempre está quien ha comprado unas esposas en San Valentín para hacer la gracia, pero casi nunca llegan a usarse. En anteriores posts he hablado de juguetes eróticos o sus alternativas “caseras” o sucedáneos que dan el mismo resultado. En este caso voy a hablar de las fustas para azotar.

Hasta ahora no me había comprado una por 2 razones: una es el precio (son carísimas en los sex-shops), la otra es que por casa tenía una varita de madera y una regla, sustitutivos bastante satisfactorios. Sin embargo quería sentir ese morbo del tacto de cuero y esa sensación animal de ser “arreada” con una fusta. ¿Solución? Tienda de deportes, sección hípica, 44 modelos a elegir desde 4€.

Casualmente, parece ser que la venta de estos artículos ha aumentado exponencialmente últimamente. Y la hípica no es un deporte que aumente con la crisis ¿no?

Fustas

Anuncios